Cómo añadir un cierre a tu cuaderno favorito

¡Añade un cierre elástico a tu cuaderno favorito!

La búsqueda del cuaderno perfecto es complicada, os lo digo como buena amante del papel que soy. Cuando encuentro el papel ideal, las tapas no acompañan, cuando las tapas son bonitas, la calidad del papel deja mucho que desear… Y encima me gusta que mis cuadernos tengan ciertos “extras”, como marca páginas, un cierre, etc.

Meses atrás descubrí unos cuadernos increíbles: los Nuuna Notebooks. Estos cuadernos están hechos a mano en Alemania, cuentan con 256 páginas de 120g, portada de cuero serigrafiada a mano y al abrirse quedan completamente planos. Tienen algunos modelos con tapas termo sensibles (¡cambian de color al tocar el cuaderno!) y otros que brillan en la oscuridad. Automáticamente quedaron al mismo nivel que mis otros cuadernos favoritos, los Leuchtturm 1917.

Pero a pesar de todo, los cuadernos Nuuna necesitaban algunas cosas que los Leuchtturm sí tienen: marca páginas y cierre elástico. Y es que ahora que uso el sistema del bullet journal, en mi cuaderno hay de todo, así que necesito tener páginas siempre localizadas y un cierre para que no se me pierda nada al moverlo de un sitio a otro. Así que os voy a enseñar cómo solucioné el problema para que podáis hacer lo mismo con vuestros cuadernos favoritos ;)

Mi Nuuna NotebookDetalle del cierre elástico y marca páginas que añadí

En ambas imágenes superiores podéis ver las modificaciones que hice en el cuaderno: dos marca páginas de tela y un cierre elástico al que añadí un charm. Decidí añadir dos marca páginas en vez de uno porque es realmente útil. Por ejemplo, uno para marcar el índice del cuaderno y otro para la página por la que voy, o uno para el calendario mensual y el otro para el calendario diario.

Así queda el cierre en la tapa traseraDetalle de los marca páginas en el lomo del cuaderno

Y aquí tenéis más detalles del resultado final. Añadir los marca páginas es súper fácil, no voy a enseñar el paso a paso en este tutorial, pero simplemente basta con pegar las cintas en el lomo del cuaderno. En la mayoría de cuadernos hay espacio para hacerlo, podéis usar pegamento textil o un punto de cola caliente.

¡Ahora sí! Os dejo con el paso a paso para hacer el cierre a vuestro cuaderno :D

Materiales

Esto es lo que necesitas para el tutorial

Cuaderno (lógico, ejem). El mío es un cuaderno de IKEA que ya venía con marca páginas.
Un trozo de elástico plano en el color que más os guste, con 30 cm basta.
Regla, tijeras y lápiz o bolígrafo.
Perforadora y remachadora, más dos remaches. Me he dado cuenta de que esta herramienta es imprescindible, en serio. Desde que la tengo no he parado de usarla para mil cosas. Podéis encontrarla en cualquier bazar chino, algunas incluso combinan la perforadora y la remachadora en la misma herramienta.

Cómo se hace

Marca el punto donde quieres colocar los remaches

Primero marcamos el lugar donde haremos los agujeros, en la tapa trasera del cuaderno. Normalmente yo lo hago dejando 1cm entre los bordes. Marca dos agujeros, uno en el borde superior y otro en el inferior.

¡A perforar!Tadaaa

Utilizando la perforadora, haz un agujero en cada marca. Recuerda que los agujeros deben ser algo más pequeños que los remaches que pondremos más tarde.

Colocamos el elástico y el remache por encimaApretamos y ¡listo!

Para colocar el elástico, lo doblamos por la mitad y lo insertamos en el agujero, tal y como se ve en la foto de arriba (para que luego quede bien al cerrar el cuaderno). Una vez dentro, insertamos el remache, de forma que el elástico quede fijado.

Con la remachadora, cerramos el remache. Ya tenemos uno de los lados del cierre :)

Repetimo el proceso en el otro agujero

Una vez que hemos colocado uno de los lados, resulta más fácil hacer el otro. Es importante fijarse en la posición del elástico, para que no quede retorcido o del revés. Además, hay que colocarlo de manera opuesta al primer agujero, para que al cerrarlo quede exactamente igual pero invertido. ¡También es el momento de colocar el charm si queréis!

Para darle la tensión correcta simplemente tiraremos del elástico antes de colocar el segundo remache. No es necesario apretarlo demasiado, vale con dejar el elástico pegado a la tapa (fíjate en la foto).

Repetimos el proceso de apretar el remache y cortamos el sobran del elástico. ¿A que ha sido fácil?

Añade un cierre a tu cuaderno favorito

Ahora ya puedes guardar todo lo que quieras en las páginas del cuaderno y escribir lo que te apetezca, con el cierre no tendrás que volver a preocuparte. Y como hemos utilizado los remaches, el resultado es perfecto, incluso en el interior de la tapa :D

Que tengáis un feliz fin de semana.

  • nuria - Me encanta! tengo la remachadora esa del lidl y no la he estrenado! Una duda, tal como enganchas el primer elástico al remache, que parece una pizquita… no se suelta? El elástico queda por encima del remache hacia abajo, el segundo lo pones una vez que has metido el elástico por el agujero y ajustado la tensión, verdad?
    Lo pondré en práctica!
    No quiero mirar el enlace al los nuuna!ResponderCancelar

    • Gemma - No, Nuria, no se suelta, basta con que dejes un dedo o así de elástico y una vez que hayas colocado el remache y lo hayas cerrado, puedes tirar del elástico sobrante por la parte trasera y cortarlo a ras del remache con unas tijeras. Así apenas se ve por el interior del cuaderno y queda perfecto, y no se soltará :)

      Una vez que tengas ese primer remache puesto, poner el segundo es mucho más fácil, porque ya tienes un punto de sujeción.ResponderCancelar

  • Efwyon - Que gran idea Gemma. Me encanta y estoy pensando en mis libretas y cuadernos visjeros donde siempre almaceno papeles que se caen. Genial. Muchisimas gracias.ResponderCancelar

    • Gemma - ¡Es que ese es uno de mis problemas! Dentro de los cuadernos suelo pegar sobres en las tapas para ir guardando cosas, pero también me gusta meter papelitos entre las hojas, pegar tickets… y claro, al ir engordando el cuaderno es más fácil que se abran las páginas y pierda algo, por eso me gusta tanto poner un cierre elástico.ResponderCancelar

  • ana.m.velandia - ¡Qué útil! Necesito una remachadora ya, ¿dónde compras los remaches? también en un bazar chino?
    Me encantan los cuadernos que recomiendas <3 ¿todos son de puntitos? ¿qué tal la calidad del papel?
    Muchas gracias, por compartir!!
    Un abrazoResponderCancelar

    • Gemma - Pues los remaches que he tenido hasta ahora venían en una bolsita junto a la remachadora, pero si miras en internet los hay de todos los colores (y formas) que te imagines. Lo importante es tener anotado el tamaño de los que usa tu remachadora, porque si son más grandes o más pequeños no los podrás colocar bien.

      Respecto a los Nuuna, sí, todos son de puntitos (para mí perfectos para el bullet journal y escribir, porque es una mezcla entre cuadros y papel blanco, jejeje). El papel es una PASADA. Fue uno de los motivos por los que decidí hacer la inversión, valen para lápiz, boli, pluma, rotuladores, acuarela… para los que hacemos un poco de todo es guay :DResponderCancelar

      • ana.m.velandia - Ya he estado en uno de los bazares del barrio y vienen sin remaches, ¿cómo saber el tamaño que necesito? intuyo que será el diámetro, pero prefiero me aclares. He cotilleado un poco y menudo mundo! gracias por descubrírmelo.
        Qué tentación lo de Nuuna, me dejas alucinada con lo de que admiten acuarela… creo que no los probaré por los puntitos, soy más de liso.
        Gracias por todo!ResponderCancelar

        • Gemma - ¡Qué raro! A mi me venían con una bolsita de remaches dorados y cuando compré la más grande (la que aparece en el post) también me venía otra :/

          En teoría van con el diámetro, debiendo escoger el que quede más ajustado a la boca de la remachadora.ResponderCancelar

          • ana.m.velandia - Gracias!! hoy he ido a otro bazar y no tienen la remachadora, así que buscaré ;)

          • ana.m.velandia - Ya sé por qué venía sin remaches!! Era una perforadora, menos mal que le pregunté al chino al dudar después de leer tu comentario… fue muy dificil intentar que entendiera que era una remachadora o un remache, palabras que no habia odio nunca.
            Seguiré buscando…

  • TANIA - Genial esta entrada! Para mí el tema del cierre elástico es un imprescindible, y me encanta lo fácil que lo haces y el resultado tan pulido que queda. Sin duda lo pondré en práctica!ResponderCancelar

    • Gemma - Queda mucho mejor así que de otras formas que he visto, sobre todo por el interior del cuaderno (sin tener que cortar ni usar pegamento de pistola), gracias por tu comentario ;)ResponderCancelar

  • Petite Blasa - Yo no suelo usar marcapáginas de ese tipo, soy más de marcadores adhesivos de plástico. Sin embargo, las gomas me encantan. No tenía ni idea de que las remachadoras se pudieran comprar en bazares chinos, daba por hecho que eran unos aparatejos caros y difíciles de encontrar. Y tampoco sabía que las gomas se enganchaban de esa manera; no sé por qué creía que el agujero se hacía también sobre la goma, aunque ahora me parece que eso no tiene sentido… ¡qué tonta soy! jajajaResponderCancelar

    • Gemma - Jajaja, la verdad es que a mi me gusta usar también marca páginas adhesivos (porque los hay de formitas, de colorines… ¿quién se puede resistir a eso?), pero tener los de tela me parece súper útil, aunque sea para marcar la página en la que me he quedado escribiendo. Desde que tengo la Leuchtturm lo uso un montón.

      ¡También pensaba como tu con las remachadoras! Y encima creía que eran algo que no usaría, que sólo era para papel o para hacer agujeros en cinturones, pero es que tienen muchos usos :DResponderCancelar

  • Maria - Esto me viene fenomenal para un proyecto que tengo pensado hace tiempo! Gracias Gemma :)ResponderCancelar