30 wears challenge

30 Wears Challenge

Hace unas semanas descubrí el 30 Wears Challenge, y me dejó tan sorprendida esta iniciativa, que tenía que hablaros de ella. Y digo sorprendida no porque me parezca mal, si no por el extremo al que hemos tenido que llegar para dejar de consumir sin ton ni son. Algo que para mí es de sentido común, ha tenido que convertirse en una iniciativa global para que muchas personas empiecen a pensar en las prendas que compran y por qué.

Esta iniciativa, creada por Livia Firth de The True Cost (una película documental que todo el mundo debería ver para saber de dónde viene su ropa) consiste en hacerse una pregunta muy simple antes de comprar una nueva prenda: ¿llevarías esta prenda 30 veces? Lo creas o no, para la mayoría de mortales, la vida útil de la ropa no suele pasar de una o dos temporadas. Es triste pero cierto, teniendo en cuenta la gran disponibilidad de ropa que tenemos hoy en día y los precios a los que es posible encontrarla, la ropa ya no es una necesidad, es un accesorio más. Livia es una de las mayores activistas sobre moda sostenible, y con esta pregunta pretende que reflexionemos no solo sobre la verdadera utilidad de la prenda en cuestión, también en su procedencia, el material con el que está hecha, etc. Y tú, ¿qué te preguntas le haces a tu ropa?

Son varias las cuestiones que puedes plantearte antes de pagar tu próxima prenda nueva. Es un ejercicio de reflexión y de introspección, y te ayudará no solo a ahorrar, si no a convertir el mundo en un lugar más sostenible y a que tu armario sea mucho más intencional. Reconozco que siempre que compro algo nuevo ya voy con el chip puesto de que me tiene que durar el máximo tiempo posible (quizá un efecto secundario de hacer tantos armarios cápsula). Y curiosamente, solo fallo en ese propósito cuando compro cosas de las que no estoy segura al 100% que me encanten. Toma nota:

¿De cuántas formas distintas puedo llevar esta prenda?

O lo que es lo mismo: ¿puedo combinarlo de tres maneras diferentes? Que una prenda nos proporcione varias opciones para combinarla es clave para que sea funcional. Piensa en la ropa que ya tienes, en qué otras prendas le van bien, y no la compres si se te ocurren tres conjuntos diferentes en los que incluirla. Recuerda que a veces lo único que necesitas para transformar el look de un conjunto es alternar accesorios como zapatos, bolsos…

¿Me gusta cómo me queda?

Y no, no me vale que digas “sí, pero me gustaría que este detalle fuera de esta manera” o “me encanta pero si el estampado fuera algo más pequeñito…”. Tiene que ser perfecta tal cual, con el largo que tiene, los detalles y el ajuste. Si no te queda perfecta, no la compres. En la tienda te pueden parecer nimiedades, pero si te levantas una mañana con el humor regular y te pones esa prenda, seguro que solo vas a verle los defectos, y acabará desterrada al fondo de tu armario.

¿Aguantará 30 puestas/lavados?

Pues sí, porque igual de importante es que te lo vayas a poner muchas veces, como la calidad de la que esté hecha la prenda. ¿Está bien cosida? ¿Las costuras son resistentes? ¿Cómo es la tela? ¿De qué material? ¿Necesita cuidados especiales o puedes lavarla en casa cómodamente?

Ni que decir que no has de gastar una fortuna ni todo tu sueldo para comprar ropa de calidad, pero está claro que una camiseta de 5€ no va a resistir varias temporadas, o al menos no las va a resistir dignamente.

¿De verdad me encanta?

Dejando a un lado las modas, ¿te vuelve loca esa prenda? Porque es crucial que todo lo que entre en tu armario, sea del estilo que sea, te enamore. Vale más tener pocas prendas que te encanten y te pongas constantemente, que muchas prendas con las que no te sientes fantástica. Está comprobado: si no te gusta, ¡no te lo pondrás!


No es nada difícil ser un poco más conscientes con lo que compramos, especialmente con la ropa. Para mí es algo muy sencillo porque ya tengo años de práctica con el minimalismo, pero al principio no fue fácil, y es normal picar alguna que otra vez, ¡no pasa nada! Lo importante es plantearse cuestiones, hacerse preguntas, tener voluntad para cambiar las cosas, aunque sea solo un poquito. ¿Os apetece que haga un repaso por mi armario y os enseñe mis prendas del #30wearschallenge? Pues nos vemos a lo largo del día en mi Stories.

Aprovecho para recordaros que el día 2, es decir, el miércoles habrá post con sorpresón, y se desvelará toda la locura tejeril que estamos tramando junto a The Sewing Box y Pearl Knitter, ¡no puedo de la emoción!

Escribe aquí tu comentario

Tu email nunca será publicado ni compartido. Los campos marcados son obligatorios *

Me llamo Gemma y soy una apasionada del craft y de la vida simple. En Wasel Wasel encontrarás inspiración para tus proyectos de punto, organización con el sistema bullet journal y mis aventuras en el mundo del minimalismo.

Follow

Mi tienda en Etsy

Organiza tu vida digital

Sponsors

Suscríbete al blog

Los nuevos posts que publique llegarán directamente a tu email, no te perderás ninguna entrada :)

Menu