29 y averiguando a dónde voy

29-cumple

Qué difícil es hacerse adulto. Ayer fue mi cumpleaños y oficialmente me queda sólo un año para entrar en la treintena. No es que me importe lo de la edad (creo que la edad de una persona es algo independiente de la fecha en la que nació), pero sí es cierto que al cumplir años la gente espera que te comportes o actúes de determinada forma, que tengas las mismas metas que el resto de la sociedad, etc. Y yo no las tengo, así que hay veces en las que me resulta un poco estresante esto de ser adulta.

Me gusta reflexionar sobre el motivo por el que no puedo evitar alejarme de “lo normal”. Por ejemplo, no quiero casarme, no quiero tener hijos, no quiero tener una hipoteca hasta que me muera… Y sólo de pensar que algún día tenga que volver a trabajar en un horario convencional, me entran escalofríos. Quizá un día cambie de opinión, quién sabe, pero el caso es que me parece horrible que todo esto se relacione con ser más o menos adulto.

Creo que nos han vendido algo equivocado. Parece que haciendo todas esas cosas “normales” seremos perfectos adultos. ¿Pero a cuánta gente adulta y feliz conoces? Y me refiero a feliz de verdad. Yo a muy poca. Y son gente a la que le pasa como a mi, que no encajan dentro de la norma. Esto me parece realmente preocupante. Prefiero saltarme los convencionalismos y poder mirar atrás un día (espero que dentro de muchos años) y ver que siempre hice lo que sentía, lo que me hacía plenamente feliz.

A pesar de todo lo dicho, que me ha quedado demasiado filosófico, me considero una persona adulta. Estoy comprometida con mi trabajo, soy responsable, cuido de los que me importan. ¿No es mejor medir la madurez de una persona por características así? Me fascina la gente que critica a otros sólo porque hacen lo que ellos no tienen valor de hacer.

Por todo esto voy a dedicar mi último año en la veintena a hacer un poco más lo que me apetece en vez de preocuparme por lo que les pueda parecer a otros. No es algo que suela compartir con los demás, pero sí que le doy muchas vueltas mentalmente. Constantemente estoy pensando en cómo me ven desde fuera, si encajo en mi entorno, si hago bien o debería “entrar en el redil” como la mayoría.

Así que ahora que ya sé quién soy, los 29 son para decidir a dónde voy :)

  • Sandra - En realidad hay muchas cosas que nos han inculcado que las tenemos tasn interiorizadas que nos sentimos raros cuando no actuamos de esa forma. Yo tampoco me quiero casar ni tener hijos, y me agobia tambien lo de los horarios del trabajo, lo malo que no soy creativa ni se me ocurre cómo ganarme la vida sin depender de un jefe capullo. Tú si sabes cómo y de hecho lo estás haciendo, así que no tienes por qué preocuparte en ese aspecto. Lo de la hipoteca es tan conservador… uff… típico pensamiento de “si estás de alquiler estás tirando el dinero”.. vaya, que si tienes hipoteca y te deshaucian pierdes la casa, el dinero y la ilusión… casí mejor de alquiler (a no ser que tocara la loteria y se pudiese comprar de golpe jajaja).
    En fin, la vida es un rollo si tenemos que hacer caso de los convencionalismos.
    Yo ahora por desgracia no trabajo, y me molesta cuando la gente lo unico que pregunta es “estás trabajando”? uffffffff.. ni qué tal.. ni eres feliz.. nada, el trabajo. No ven más allá del trabajo. Qué cansinos. Al final me vuelvo asocial por ese motivo, para no tener que dar explicaciones de lo que hago o dejo de hacer.
    En fin.. que me lio….
    Vive tu vida, que para eso es tuya! Que cada uno sea feliz a su manera y ya está!
    Felices 29!!!ResponderCancelar

    • Gemma - Cómo te entiendo Sandra… de verdad que sí. Por aquí también escucho mucho lo de que “alquilar es tirar el dinero” y luego alucino cuando gente que conozco se ha hecho una hipoteca a 40 años y los vecinos que tienen son unos capullos y no hay quién aguante viviendo allí, jajaja. La única manera de que comprara una vivienda sería si pudiera tener una casita perdida de la mano de Dios :D

      Ya somos dos asociales por más o menos los mismos motivos. Tú estás en paro, yo todavía me tengo que pelear porque muchos no consideran lo mío un trabajo, jajaja. Ánimo.ResponderCancelar

  • Petite Blasa - Te entiendo tan bien… Cuando la manera en la que quieres vivir tu vida no encaja en la norma, no paras de escuchar por todos lados lo mal que lo estás haciendo. ¿Por qué es tan malo si no haces daño a nadie? Y lo que más me crispa, ¿por qué se creen con derecho a opinar sobre tu vida? Parece que se lo toman como algo personal, como si lo hicieras por fastidiar. Creo que, como has dicho, es una envidia encubierta: saben que estás haciendo lo que quieres -o te estás encaminando a ello- mientras ellos han renunciado a sus sueños durante toda su vida por hacer lo que se suponía que debían querer hacer. Para mí lo peor es que a veces me gustaría sentir que alguien me apoya y entonces me doy cuenta de que todo el mundo está en mi contra, de que nadie cree en mí. Ha sonado muy deprimente, pero bueno, se me entiende. No sé, es como si en el mundo de los adultos ser feliz no fuese en absoluto importante.ResponderCancelar

    • Gemma - ¿Sabes Tania? Recientemente he aprendido algo sobre lo que dices… Hasta hace poco pensaba que en realidad la equivocada era yo, que los que no me apoyaban sólo querían lo mejor para mi (no digo que no lo quieran). Hasta que David me abrió los ojos y me dijo que simplemente es que yo estaba haciendo algo que ellos no se atrevían a hacer y que eso molesta. Desde ese día, cuando me siento así, sola, sin apoyo, pienso en eso. Y entonces ya no veo todo tan gris y sigo con mi camino.

      Si alguna vez necesitas hablar con alguien que te apoya en lo que haces, escríbeme ;)ResponderCancelar

  • BegoÑa - Uff, las normas, los convencionalismos, las etiquetas… Qué aburrimiento! Ya no tengo treinta años. En realidad estoy empezando con los cincuenta, una etapa maravillosa, por cierto. Soy de las que se casó y tuvo hijos, pero no por dictados de conciencia, sino porque realmente era lo que me apetecía. Y soy feliz con mi decisión. Pero no vivo una vida etiquetada ni almidonada. Mi vida es un continuo descubrimiento, una superación a mis posibles límites, una renovación constante de mi persona y un crecimiento interior sin límites. Siempre he estado fuera de “lo normal”. En casa me llamaban rebelde, jajajaja! He llegado a una madurez, y no precisamente por la edad, en la que soy inmensamente feliz con lo que hago y lo que tengo. Y difruto enormemente saltandome las reglas sin sentirme señalada (igual me señalan, pero ni me entero!).
    Disfruta de la vida Gemma!! Y sigue siendo “no-normal”; es más divertido y enriquecedor ResponderCancelar

  • Yos - Felices 29 Gemma, me ha parecido que he leído un poco de lo mucho que veía en Sociología en mis años tiernos, jajaja Mi única visión después de todo es la siguiente, vive tu sueño, sueño que much@s no entenderán, si te equivocas, lo hiciste. Si triunfas, lo hiciste. Lo único que radica en ambos es el tiempo, pero más vale vivir que sobrevivir.

    Al final del camino, miras atrás y lo único que verás son los preciosos momentos que disfrutaste, eso.

    Y como todo es relativo, aunque después de ver Interstellar ya no sé que pensar sobre mi vida :P

    Cuídate y vive al máximo :)ResponderCancelar

    • Gemma - Jajaja, me he partido de risa con lo de Interstellar, yo también me sentí así. Nunca había llorado con una película y no entiendo por qué, pero no podía parar.

      Voy a tener muy presentes tus palabras :)ResponderCancelar

  • Silvia | La Nube de Sibi - No sabes cómo te entiendo!
    El 5 de marzo cumplo los 30 y me he hartado de jugar al juego, de vivir como otros quieren y de esperar ese futuro prometido que no llega… me he hartado y he decidido que ya no espero!
    Que quiero vivir mi vida libre y como me apetezca, aunque sea de alquiler y de trabajo en trabajo porque mi sueño es compartir mi espacio con mi chico, hacer y deshacer lo que me de la gana.
    Y me da pereza la gente que critica… mañana nos toca dar el notición de que nos independizamos a gente así pero, mira, que nos quiten lo bailao!
    Disfruta de ese camino hacia donde sea que vas ;)
    Un besazo y felices próximos 364 días! :*ResponderCancelar

    • Gemma - ¡Wow, mucha suerte! Espero que vaya todo muy bien, seguro que será genial :DDDResponderCancelar

  • SaMtRoNiKa - Hola cumpleañera :)que bonito te ha quedado el post y cuánta razón tienes, alguna vez hemos hablado algo del tema, somos felices saliendo de la norma pero aún así le damos vueltas y nos molestamos en pensar que somos “raritas”.

    Lo que he leído aquí arriba, lo que te dijo David, me parece muy apropiado, yo creo que es más interesante ser diferente a los demás, que aburrida es la demás gente que están cortados por el mismo patrón, que son predecibles… y que seguro que no son plenamente felices y que se arrepienten de haber sido “adultos normales”.

    Personalmente a partir de los 25 si he notado un pequeño cambio en mí, aunque no me gusta mucho que el tiempo pase tan deprisa también estoy contenta de ser consciente de que aunque a paso de tortuga vaya madurando a mi manera y me acepte más tal cual soy.

    Un besote suuuuper grande y a vivir estos 29 con muchas ganas.ResponderCancelar

  • Nika - Lo primero Feliz cumple!! Desde mis 35 decirte que no pienses tanto y disfruta de tu día a día y si hablan que hablen, yo llevo 15 años con mi chico sin casarnos y sin tener hijos y manteneiendo ambos ese pensamiento, trabajamos en lo que nos gusta y desde casa, lo importante es ser un mismo y creer en lo que se hace. Nadie es igual que otro, asi que no podemos pretender hacer todos lo mismo, o vivir la vida de la manera esperada, solo por que la mayoria lo imponga. Solo sé tú!
    Buen fin de semana!!
    NikaResponderCancelar

    • Gemma - Guapa, me encanta tu forma de pensar, yo quiero ser como tu :D

      ¡Que tengas buen finde tu también!ResponderCancelar

  • MJ - ¡¡Muchísimas Felicidades Gemma!! nos llevamos un año de diferencia ¿sabes? Porque tú has cumplido los 29 y yo prácticamente, dentro de un mes, voy a cumplir los 28.

    Me gusta tu filosofía de la vida y eso es lo que tienes hacer, tu faceta rebelde de ir en contra de lo establecido no te hace ni mejor ni peor, cada uno es como es y a quién no le guste, ajo y agua, toma las riendas de tu vida como tú quieras porque a fin de cuentas, lo que queremos en esta vida es ser felices y sacar al máximo la mejor versión de nosotros mismos ¿no?

    Espero y deseo que disfrutes tus 29 ¡¡con muchísimas ganas!!

    un abrazo!! :)ResponderCancelar

  • Esther - Hay que seguir al corazón, a la cabeza, a cada parte de tu cuerpo que te dice qué hacer en cada momento. Lo mejor es elegir lo que una realmente quiere hacer. Si trabajas de lo que te gusta y te hace disfrutar y te da para vivir, ¡qué mas da si a la gente no le gusta! Igualmente con la decisión de hijos, pareja, dónde vivir… ¡la vida es tuya y mandas tú! Qué camino más bonito vas a caminar… ¡lo veo lo veo! muáResponderCancelar